Excite

Un jugador de fútbol alemán, amenazado por las deudas contraídas en apuestas ilegales

El mundo del fútbol está de capa caída. Hace algunos meses se anunciaba la inminente puesta en alerta de la UEFA tras descubrir que las apuestas ilegales habían asaltado los terrenos de juego, con la consiguiente detención de quince personas. Una trama de corrupción que también salpicaba al fútbol español, aunque todavía no se hayan dado nombres, y que ahora ha devuelto las incógnitas a la escena deportiva con las declaraciones de uno de los detenidos, jugador de la Segunda alemana, que supuestamente habría sido amenazado con una pistola.

Así de convincentes y estremecedoras han sonado las palabras de Marcel Schuon, que ha asegurado para la publicación New York Times que en los últimos meses, debido a las deudas contraídas por las apuestas, se había visto forzado a jugar mal para que su equipo perdiera. Esto es lo que ocurrió el pasado 15 de abril, cuando el jugador se vendió a la mafia para que el Osnabrück perdiera 0-3 ante el Augsburgo. ‘Las deudas influyeron, pero más la pistola que me enseñó el dueño del local’, narraba Schuon haciendo referencia a un turco miembro de esta red de apuestas ilegales.

Las amenazas a este jugador de la Segunda alemana, sospechoso por formar parte de la red que habría amañado hasta un total de 200 partidos de las nueve Ligas europeas y de las competiciones de la UEFA, reverberan la realidad de esta trama corruptiva. El deportista, que había llegado a acumular una deuda de 20.000 euros con la casa de apuestas, se ha confesado ludópata.

Imagen: ndr.de

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2018