Excite

Real Madrid y Sevilla avanzan a semifinales de la Copa

  • Getty Images

Apenas tres días después de la paliza del encuentro de Liga, en Valencia se recibía de nuevo al Real Madrid. En esta ocasión, con motivo de la vuelta de los Cuartos de final de la Copa del Rey: el equipo che debía marcar 3 goles para remontar la eliminatoria, y a su vez no encajar ninguno más.

Con la baja importante de Roberto Soldado en la punta de ataque, Ernesto Valverde (en la grada por sanción) alineó un equipo lleno de cambios, buscando por todos los medios que no se repitiese el desastre del domingo. Lo consiguió a medias: los blancos (que en este caso iban de azul) no tuvieron el balón claramente ni atropellaron al Valencia como el pasado fin de semana. No obstante, ante las leves acometidas de los locales, el Real Madrid no pareció sufrir. Y sin embargo, como el fútbol es así, al filo del descanso Xabi Alonso filtró un gran pase a Karim Bezemá que finiquitó el duelo al marcar otro gol madridista, este en campo ajeno.

Quedaba una segunda parte completa, pero la gesta era demasiado grande para el Valencia: marcar 4 goles, cuando en los últimos 225 minutos jugados (ida de cuartos, Liga, y primer tiempo de vuelta de Copa) no había marcado ni uno. Y Soldado sufriendo en la grada. Valdez no fue suficiente a pesar de ser un fantástico buscavidas del área, y sólo las expulsiones desestabilizaron a los de Mourinho. Primero se lesionó Iker Casillas, en un lance dentro del área pequeña. El cancerbero tiene para un mes sentado.

Al poco, llegó la expulsión de Fabio Coentrao por segunda amarilla. Una mano clara que propició un peligroso libre directo. El disparo de Costasuperó un bosque de piernas y Adán no pudo detener el envío. 1-1. Algunos aficionados en Mestalla anhelaban un milagro. Pero tuvieron que conformarse con otra expulsión, esta menos clara, a Ángel Di Maria. El árbitro Pérez Lasa, estuvo realmente mal durante los 90 minutos. El partido y la eliminatoria acabaron así, con el pase de un Madrid de sólo 8 jugadores de campo más un portero suplente, y la eliminación de un Valencia que tiene mucho que mejorar.

La otra eliminatoria se disputaba en el Sánchez Pizjuán. Tras la igualada a nada de la ida, el Sevilla se enfrentaba al Zaragoza. La afición andaluza animaba a los suyos, que tardaron unos 25 minutos en encarrilar el duelo, precisamente a raíz de la expulsión de Fernández. Álvaro Negredo abrió el marcador 10 minutos después, y Rakitić hizo mucho daño marcando justo antes de irse al descanso. En la segunda parte, la agonía de los maños se incrementó con otra expulsión, la de Fran González por claro penalty. Tocado y hundido, el Zaragoza encajó dos tantos más, Negredo convirtió la pena máxima citada y Manu del Moral anotaba casi sobre el pitido final.

Esta noche juegan los otros equipos de cuartos, el Betis recibe al Atlético de Madrid buscando el respaldo de su afición verdiblanca para levantar el 2-0 del Vicente Calderón. Por su parte, en La Rosaleda se vivirá el mejor partido, con el FC Barcelona buscando su pase a semifinales (donde espera el Real Madrid) tras 2 partidos sin conocer la victoria y con un peligroso resultado de 2-2 a la ida que favorece a los malacitanos.

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2018